Inicio / Niños / Consejos para eliminar el Miedo a la Oscuridad en Niños

Consejos para eliminar el Miedo a la Oscuridad en Niños

Para acabar con los temores que la oscuridad produce, el niño debe enfrentarse a la situación temida. De esta manera, comprobará que todos sus temores desaparecen. Pero, para ello, necesita ser ayudado en esta batalla, aprendiendo recursos que le hagan sentir seguro y competente en estas situaciones. Los siguientes pasos te ayudarán a intentar eliminar el miedo a la oscuridad de tu hijo.

1. Determinar la hora a la que el niño debe irse a la cama y mantenerla todos los días. Es aconsejable que transmitas al niño con firmeza el momento elegido para irse a dormir, sin realizar apenas variaciones en el tiempo. Los rituales promueven la adquisición de hábitos saludables y proporcionan seguridad.

2. Asegurarte, en el momento convenido, de que el estado del niño es el adecuado. Es decir, que tu hijo se encuentra relajado y sus necesidades están cubiertas (no tiene hambre, sed o cansancio excesivo).

3. Evitar cualquier actividad que pueda exaltar al pequeño. Para preparar al niño y conseguir que se encuentre en el estado adecuado, puedes jugar con él durante diez o veinte minutos, pero eligiendo juegos relajados.

4. Eliminar los excitantes. Respecto a la alimentación, el niño puede tomar bebidas como leche templada, algún zumo o batido.

5. Seguir unas pautas rutinarias. Si el niño ya puede hacerlo, antes de irse a la cama deberá acudir al baño y lavarse los dientes, hacer sus necesidades y ponerse el pijama, todo ello en el orden que creas conveniente.

6. Acompañar al niño en el dormitorio. Aprovecha para compartir ese tiempo exclusivo con tu hijo, para leerle algún cuento o contarle una historia, pero con un tono de voz y ritmo de habla relajados, lentos y sin hacer variaciones de volumen para que no se sienta alterado. Es importante hacerlo siempre de la misma forma.

7. Actuar con tranquilidad. El momento más difícil suele darse cuando el niño tiene que quedarse a solas en la habitación. Puede pedirte que no te vayas porque tiene miedo o bien, puede hacer multitud de peticiones indirectas (“tengo hambre”, “tengo sed”, “quiero ir al baño”). Ante esta demanda, lo mejor es actuar con tranquilidad y serenidad, acercándote y pudiendo acariciar al niño, pero mostrándote a la vez firme y serena. No lo cojas en brazos y, en el momento oportuno, sal de la habitación, aunque el niño no se haya dormido.

8. Transmitir seguridad. Si el niño verbaliza que tiene miedo, intenta calmarlo con frases como: “tranquilo hijo, no pasa nada”. Trata de distraerlo por unos instantes y, finalmente, vete de la habitación, aunque él no quiera.

9. No intentar desmontar el miedo que el niño tiene. Es posible que pienses que, si explicas a tu hjio que los monstruos no existen, o que es imposible que alguien entre en casa, el miedo se hará menos intenso. Sin embargo, sólo conseguirás el efecto contrario. Estarías prestando demasiada atención a su temor y ninguna explicación servirá para remitir su miedo.

10. Alabar sus logros. Finalmente, es importante que felicitemos al niño cuando vaya consiguiendo los pequeños pasos propuestos que le ayudarán a superar su miedo.

Consejos para eliminar el Miedo a la Oscuridad en Niños
5 (100%) 1 voto

También puedes ver

educar-la-obediencia_tz3d4

Como comenzar con la educación y obediencia

Sin duda, para educar a los niños del siglo XXI son necesarias dos cuestiones. La …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *